Reprueba quinto regidor de Apizaco agresión a la Casa del Migrante

El ayuntamiento dará el respaldo necesario al albergue, toda vez que no son una administración antiinmigrante, sino todo lo contrario buscan trabajar de manera conjunta.

El Quinto Regidor de Apizaco, Carlos Hernández Castillo, reprobó los actos de violencia que sufrió la Casa del Migrante “La Sagrada Familia”, dijo que la intimidación no es la forma de solucionar la inconformidad, sino más bien se debe trabajar de manera conjunta.

Por lo anterior, expresó que como Ayuntamiento son solidarios y responsables, “porque aquí se gobierna para los apizaquenses, sin distinción alguna y por ello a través del Sistema Municipal para el Desarrollo Integral de la Familia (SMDIF), tendrá un acercamiento con la parte afectada y se habrán de otorgar los apoyos y respaldos necesarios que requieran”.

Reconoció que si bien es cierto hay una queja por parte de quienes atienden la Casa del Migrante, también se mantiene la molestia por parte de los ciudadanos que habitan en ese punto, “ya que insisten en que supuestamente han sido víctimas de alguna vejación por parte de centroamericanos y han instado los de la tercera y cuarta privada en que se reubique dicho lugar”.

No obstante la postura de la actual administración, es generar políticas públicas para quienes transitan por la ciudad, pero primordialmente para que los ciudadanos de la urbe rielera reciban las atenciones necesarias, “pero debemos ser honestos que nuestra prioridad y eso no significa que discriminemos, es brindar la atención a los lugareños de aquel punto”.

Aclaró que como Ayuntamiento, no crearán, ni generarán acciones que lleguen a perjudicar a los migrantes, ya que no son una administración antiinmigrante y en todo caso las labores realizadas son para generar seguridad a los ciudadanos.

Insistió que como autoridad municipal, el trabajo que se debe realizar es el de mantener diálogo permanente, entre los vecinos como los encargados del albergue, “porque debemos vivir en un contexto de civilidad de hermandad y que obviamente los vecinos se sientan respaldados por su autoridad”.

Hernández Castillo destacó, que al conocer que no hay proyecto por el momento para reubicar este inmueble a otro punto, son respetuosos de la postura que tenga la Diócesis de Tlaxcala, pero en este tema se debe dar una solución social, sin afectar el libre tránsito de los indocumentados y lo que se debe buscar son soluciones inmediatas, de lo contrario pueden suscitarse un problema mayor que ponga en riesgo a ambos sectores”.

Apuntó que buscarán mecanismos de solución para ambas partes, pero que obviamente beneficie directamente a los ciudadanos de Apizaco, pero de igual manera atender los llamados que hace la Casa del Migrante y apoyar para que se esclarezcan dichos hechos delictivos, “y en su momento otorgar lo necesario para que reinstalen sus oficinas de manera adecuada”.

Concluyó al decir, que como ayuntamiento no son xenofóbicos y tampoco están en contra de los migrantes, todo lo contrario que tanto ellos sean respetados, como los ciudadanos tengan el apoyo ante cualquier situación que se presente.

Anuncios

Author: Yaneth Ortega Jimenez