AirPods, irreparables y dañinos para el medio ambiente

Los dispositivos de audio inalámbricos de Apple cuentan con una compleja construcción que impide reemplazar alguna pieza interna, así como su reparación general; cuando uno de los dos se daña se debe comprar uno nuevo, ya que la única manera de ver su interior es destruyendo el exterior. La compañía se distingue  por cumplir altos estándares de reciclaje en sus equipos; tanto, que cuenta con su propio robot desmantelador de iPhones, sin embargo, con las dos generaciones de auriculares no es lo mismo. Además de orillar a los usuarios a comprar nuevos equipos, la fabricación de más unidades contribuye con afectaciones al medio ambiente, debido a que en la elaboración de las piezas se consumen recursos que no se pueden reusar y al estar constituidos por elementos muy pequeños, es muy baja la capacidad de reciclaje.

Anuncios

Author: Penelope Garcia Lozano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.